Abril 5: un pequeño exceso de productividad.

Hoy pensaba ingenuamente tomarme un descanso, pero no fue así. El sonido de un taladro me despertó a las 9 de la mañana y de ahí no pude dormir más, así que me levanté y agarré el libro de Medicina (me toca una prueba el viernes), me hice la amable y me puse a leer. En total fueron 110 páginas de lectura en un par de horas, anotaciones varias y esquemas mil que andan dando vueltas en mi cabecita loca 🙂

Pensé (ingenuamente de nuevo) que me iba a tomar la tarde libre, pero sabía que tenía un trabajo pendiente para el viernes y me dije “ya, mejor hacerlo ahora en vez de patearlo y que te dé un ataque de ansiedad” (jajajaja!), así que lo redacté en otro par de horas y lo entregué en mi Google Classroom de la clase. De ahí partí a hacerme un té… para seguir con más actividades (esta vez fue un curso de marketing en formatio seminario virtual que tomé de manera voluntaria) y terminando ahora con un poco de escritura (pero esto lo hago porque me encanta).

Yo he pasado por varias etapas de mi vida en las que oscilo bastante en cuanto a actividad. En mis tiempos de mayor depresión, he ido de un extremo a otro (de actividad nula – quedarme en la cama – a actividad excesiva e incesante para no pensar en nada) y ambas tendencias me han agotado por completo. Cuando no ando especialmente depresiva, hay oscilaciones debido a mi cambiante nivel de energía y esos extremos se hacen más difusos a pesar que siguen existiendo. Yo suelo decir que mi batería interna se va en “modo ahorro” bastante seguido, pero que por algo será (sé manejar el estrés, pero me desgasto bastante debido a mi carácter perfeccionista y eso se suele manifestar en enfermedades varias, a veces todas juntas) y me dejo ser. Creo que sería muy cruel de mi parte exigirme a mí misma hacer cosas que no deseo/puedo hacer por X razón y pienso que es por eso que mi cuerpo reacciona “apagándose” o pidiéndome un descanso.

Como ahora estoy con las baterías cargadas y ya no tengo mucho que hacer de manera oficial, me dedicaré un rato al ocio (cosa que no he hecho estos días por estar enfermita) y me iré a dormir con la consciencia tranquila, roncando a pata suelta hasta que me den las tantas mañana, jajajajaja!

Eso es todo por hoy! Espero que estén muy bien  y que sean productivamente ociosos como su servidora acá escribiendo 🙂 Muchos saludos y que estén todos muy bien!

Hasta la próxima!!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s